Reseña y sorteo: ‘Los crímenes de Alicia’, de Guillermo Martínez (Premio Nadal)

Sorteamos un ejemplar de Los crímenes de Alicia, la última novela del argentino Guillermo Martínez, con la que ha conseguido el Premio Nadal 2019.

Los crímenes de Alicia -Guillermo Martínez - Premio NadalLa acción transcurre en Oxford en 1994, un año después de la serie de desconcertantes crímenes en que se vieron envueltos el profesor de Lógica Arthur Seldom y el alumno argentino que sirvió de narrador en Los crímenes de Oxford y que actúa aquí también como protagonista, testigo y guía del lector.

El estudiante, de cuyo nombre sólo sabemos que es impronunciable para los británicos y por eso consta siempre como G –un recurso, el de omitir nombres de personajes, ciudades o calles, que resultará familiar a los lectores de, por ejemplo, ficción decimonónica–, se topa en esta ocasión con un misterio libresco en torno a los diarios personales de Lewis Carroll y a las páginas que de ellos arrancaron sus familiares para ocultar pasajes comprometedores para la reputación del autor.

Un hallazgo sobre los diarios de Carroll

La trama comienza con el hallazgo casual de un documento sobre esas hojas eliminadas durante la preparación de la edición de los diarios por parte de los miembros de la Hermandad Lewis Carroll, club oxoniense que reúne a los mayores expertos en la obra del creador de Alicia en el País de las Maravillas. El documento, asegura la investigadora que lo descubre, dará un giro a la forma en que los biógrafos han tratado e interpretado la trayectoria vital de Carroll.

Guillermo Martínez parte de una anécdota real para construir el relato –la dramaturga Karoline Leach encontró un documento que resumía las páginas arrancadas– y además se inspira en la publicación de los verdaderos diarios –en nueve volúmenes, como en la novela– por la también verdadera Sociedad Lewis Carroll.

A partir de esos anclajes en el mundo real, Martínez construye una historia plagada de intrigas, secretos más o menos confesables, referencias matemáticas y lógicas (no olvidemos la formación del escritor, que ha dedicado volúmenes a algunos de los científicos que aparecen en estas páginas) y algunos de los acertijos a los que tan aficionado era el propio Carroll.

Una historia clásica, en el mejor sentido, que bebe de Jorge Luis Borges, Edgar Allan Poe o Umberto Eco, entre otros referentes, y cuyo estilo, especialmente en el tramo final con sus largos parlamentos expositivos, reconocerán los lectores de Agatha Christie.

La faceta más sórdida de Carroll

Con todo, siendo interesante y muy entretenida la trama detectivesca principal, resulta tanto o más destacable el debate que se establece entre los personajes sobre la faceta personal más sórdida de Carroll: su relación con niñas y las fotos que tomaba de algunas de ellas desnudas.

De ese debate procura desde el principio abstraerse el propio G, diciendo que siempre le han interesado más de los escritores sus obras que sus vidas personales, y deja que los miembros de la Hermandad Lewis Carroll contrapongan sus distintos puntos de vista.

Las opiniones de estos eruditos pueden condensarse en dos bloques: quienes condenan la pedofilia del escritor y quienes la justifican argumentando que los usos y costumbres de la época de Carroll, “antes de Freud y de Humbert [el protagonista de Lolita]”, eran muy diferentes a los de ahora. En la Inglaterra victoriana, dicen algunos de los miembros de la Hermandad, las fotos de niñas desnudas que hacía el escritor –y que por cierto están en esta novela descritas con quizás demasiado detalle– se tomaban como obras de arte y no como prueba de una perversión.

Esos personajes recuerdan como práctica habitual de la época prometer en matrimonio a niñas con hombres ya adultos, algo condenable en la actualidad –en el 1994 en que se ambienta la novela y también ahora– siendo las niñas de hoy en día, aseguran, mucho más maduras a esa edad que entonces.

La discusión recorre Los crímenes de Alicia, que termina sin ofrecer una conclusión, como es lógico tratándose un tema tan espinoso. Por mucho que sea complejo –y, según los casos, injusto– juzgar épocas pasadas con los estándares morales actuales, no por ello dejamos de contemplar con una mueca de desagrado la afición de Carroll por cultivar la amistad de niñas a las que fotografiaba desnudas en posturas nada inocentes y por las que perdía el interés cuando cumplían los doce años.

Sobre el autor

El argentino Guillermo Martínez (Bahía Blanca, 1962), doctor en Matemáticas, residió durante dos años en Oxford, escenario de sus dos novelas más conocidas. Su primera obra fue el volumen de relatos Infierno grande (Premio del Fondo Nacional de las Artes de su país en 1982) y de ahí pasó a la novela, con Acerca de Roderer, traducida a varios idiomas, y La mujer del maestro. Ficción y no ficción se entrelazan en su bibliografía, que incluye los ensayos Borges y la matemática, La fórmula de la inmortalidad, Gödel para todos (en colaboración con Gustavo Piñeiro) y La razón literaria.

Su mayor éxito (antes de este Premio Nadal) fue la novela Crímenes imperceptibles, publicada en 2003, traducida a 40 idiomas y llevada al cine por Álex de la Iglesia con el título Los crímenes de Oxford, el mismo con el que fue editada en España por Destino. Tras ella firmó en 2007 La muerte lenta de Luciana B. y, en 2011, Yo también tuve una novia bisexual. En 2015 logró con el relato Una felicidad repulsiva el I Premio Hispanoamericano de Cuento Gabriel García Márquez.

Cómo participar en el sorteo

Para participar en el sorteo (*) de Los crímenes de Alicia (Ediciones Destino), tenéis que dejar un comentario aquí abajo. Con ello obtendréis una participación.

Ese es el único requisito obligatorio, pero podéis obtener otra participación más si nos seguís en redes sociales (Twitter, Facebook, Diaspora, Mastodon o Instagram) y además compartís este artículo en vuestra red social favorita, mencionándonos y con la etiqueta #SorteoLibrosdeBabel.

Tenéis de plazo hasta las 23:59 del próximo domingo 24 de marzo. El lunes 25 daremos a conocer al ganador y nos pondremos en contacto con él para remitirle el libro por correo postal. ¡Suerte!

(*) Sorteo abierto solamente a residentes en España.

Si te ha gustado, compártelo
Marcar como favorito enlace permanente.

9 comentarios

  1. Participo y comparto en facebook

  2. Laura Servetto

    Me anoto en el sorteo. Gracias!!!

  3. Qué necesario es incentivar la lectura sorteando libros.

  4. Lo quiero!!!

  5. Libros de Babel

    Muy buenas a todos. Acabamos de realizar el sorteo, usando la herramienta Sortea2, y la ganadora ha sido Vanesa Valencia. ¡Enhorabuena! Nos pondremos en contacto contigo para hacerte llegar el libro.

    Un saludo y gracias a todos por participar. Hasta el próximo sorteo.

Deja un comentario