‘El paciente inglés’ logra el Golden Man Booker Prize

La novela de Michael Ondaatje obtiene, gracias a los votos de los lectores, un premio especial para la mejor obra de entre las reconocidas en las cinco décadas de vida del Booker.

image

Por Susana C. Gómez

El paciente inglés, de Michael Ondaatje (Colombo, Ceilán –ahora Sri Lanka–, 1943), ha sido coronada como la mejor obra de ficción de entre las premiadas en los 50 años del Booker. El reconocimiento, bautizado como Golden Man Booker, se dio a conocer durante el festival organizado por la fundación Man Booker para celebrar el medio siglo que ha cumplido este año el galardón.

Como os contamos hace unas semanas, han sido los lectores con sus votos los que han seleccionado la obra de Ondaatje de entre cinco finalistas previamente escogidos por un jurado de expertos. Robert McCrum eligió En un Estado libre de V. S. Naipaul para la década de los 70, Lemn Sissay hizo lo propio con Moon Tiger de Penelope Lively para los 80, Kamila Shamsie se decantó por El paciente inglés para los 90, Simon Mayo prefirió En la corte del lobo de Hilary Mantel para los dosmiles y, por último, Hollie McNish escogió Lincoln en el Bardo de George Saunders para la presente década.

image

Durante el evento en el que se dio a conocer qué obra merecía este premio especial, Chiwetel Ejiofor interpretó un extracto de El paciente inglés y Kamila Shamsie explicó a los asistentes por qué había elegido esta novela de entre todas las que obtuvieron el Booker en los 90. Según Shamsie, El paciente inglés es una obra única “que se te mete bajo la piel e insiste en que vuelvas a ella una y otra vez, para ofrecerte una nueva sorpresa o un nuevo placer”, una obra de “intrincada estructura” y “bellamente escrita” que transita “sin esfuerzo entre lo épico y lo íntimo”, mientras dirige al lector desde “los grandes temas –guerra, lealtad, amor– a minúsculos giros en las relaciones entre los personajes”. Shamsie considera que “la imaginación de Ondaatje no conoce fronteras y viaja por El Cairo, Italia, India, Inglaterra o Canadá, entre desiertos y villas y cráteres de bombas”. Y todo ello, concluye la miembro del jurado, logrando que el lector “se enamore de sus personajes y viva sus alegrías y sus pesares. Pocas novelas merecen el calificativo de transformadoras: está sin duda lo es”.

La novela, que logró el Booker en 1992, arranca en una villa italiana abandonada a finales de la Segunda Guerra Mundial donde Hana, una enfermera, atiende al único paciente que le queda, un inglés anónimo rescatado de un avión en llamas, desfigurado y acechado por dolorosos recuerdos. Hana solo tiene una pista para desvelar su pasado, el único objeto que él rescató del accidente: una copia de las Historias de Herodoto plagada de anotaciones sobre una trágica historia de amor.

image

La obra fue llevada a la pantalla en 1996 por Anthony Minghella en un filme protagonizado por Ralph Fiennes, Kristin Scott Thomas y Juliette Binoche (además de Colin Firth o Willem Dafoe, entre otros) que logró nueve Oscar, incluidos Mejor Película y Mejor Director.

Michael Ondaatje, afincado en Canadá, es sobre todo conocido por sus novelas, aunque su trayectoria incluye poesía, memorias y filmes, siempre con una pasión por desafiar los formatos convencionales. Su última novela, Warlight, llegó hace unos meses a las librerías anglosajonas.

Si te ha gustado, compártelo
Marcar como favorito enlace permanente.

Deja un comentario